PC de cine en casa: crea un centro de entretenimiento completo - GEEKOM

PC de cine en casa: crea un centro de entretenimiento completo

Para montarte tu cine en casa, solo necesitas un televisor, un proyector, un receptor y altavoces. Sin embargo, una pieza clave para tu cine casero es un PC. Hoy en día se reconoce como una de las piezas esenciales de un cine casero por su conveniencia y propiedades rentables.

¿Qué es un PC de cine en casa?

Un HTPC, abreviatura de PC de cine en casa, a diferencia de un ordenador de sobremesa o portátil tradicional, el PC de cine en casa se utiliza para un propósito específico, que es el entretenimiento. También tiene características específicamente diseñadas para hacer más conveniente el uso de cine en casa, como la reproducción progresiva de DVD, soporte de HDTV, salidas de vídeo y audio, y almacenamiento de medios.

Los PC de cine en casa suelen ser un poco diferentes de los PC convencionales, a menudo se les llama PC de salón, y están diseñados para ser lo suficientemente pequeños como para esconderse en un mueble con tu cine en casa o sistema estéreo.

Aunque están pensados para ser utilizados con fines de cine en casa, algunas personas también los utilizan para jugar o para la navegación diaria. Si pretendes utilizar el HTPC para la navegación diaria, no es necesario realizar configuraciones complejas. Sin embargo, si está destinado a fines de cine y juegos, es conveniente hacer alguna investigación para evitar gastar tu dinero en el equipo equivocado.

¿Ha muerto el PC de cine en casa?

A medida que la tecnología avanza, aparecen nuevos dispositivos diseñados para reproducir películas y programas de televisión, y puede parecer que el HTPC está muriendo, pero no es así.

Los HTPC siguen siendo una opción viable si necesitas un potente reproductor multimedia, incluso puedes utilizar la misma máquina para ver películas y programas de televisión.

¿Merece la pena un PC de cine en casa?

Los HTPC son una excelente manera de ampliar las capacidades de entretenimiento sin gastar una fortuna.

Los dispositivos de streaming se han popularizado en los últimos años, pero el PC sigue siendo el mejor en cuanto a capacidad. Cuando se combina con un televisor, te sorprenderá lo versátil que puede ser un HTPC.

Los HTPC también permiten controlar el hogar a través del Internet de las cosas (IoT). Pueden controlar la iluminación, la temperatura y la refrigeración, e incluso pueden programarse para controlar los ajustes de seguridad.

Por último, un HTPC te da mucha libertad para personalizar tu experiencia y cambiar el software a tu antojo.

En cualquier caso, merece la pena el esfuerzo. Te sorprenderá lo versátil que puede ser un HTPC.

¿Necesita el HTPC una tarjeta gráfica?

Si estás pensando en montar un HTPC, es posible que te preguntes: “¿Necesito una GPU?”.

Que un HTPC necesite o no una GPU depende del uso que se le vaya a dar.

Si no vas a jugar en el HTPC, comprar una GPU es una pérdida de tiempo y dinero. Las CPUs de Intel vienen con GPUs integradas, son lo suficientemente potentes como para manejar la resolución 4K.

Construye tu propio PC de cine en casa

Construir un HTPC es más fácil que nunca. Cuando elijas el hardware para tu HTPC, ten en cuenta algunas cosas.

  • CPU: A la hora de elegir un procesador para un HTPC, ten en cuenta el índice TDP (Total Power Dissipation).
  • Tarjeta gráfica (GPU): En la mayoría de los casos, un equipo para reproducir de vídeo no necesita necesariamente una tarjeta gráfica dedicada.
  • Cuánta RAM necesita el HTPC: Por lo general, entre 4 GB y 8 GB de RAM es suficiente si no planeas jugar a grandes juegos.
  • Almacenamiento: Las unidades de disco duro (HDD) son la opción más barata, pero se recomiendan las unidades de estado sólido por su velocidad y capacidad de respuesta.
  • Sistema operativo del HTPC: Windows es la opción más popular, pero también puedes elegir Linux o un sistema operativo libre.
  • Software para HTPC: algunos programas están diseñados específicamente para adaptarse a esquemas de control alternativos para su uso en un entorno de entretenimiento doméstico.

Además de poder construir tu propio HTPC desde cero, también puedes comprar mini PC preconstruidos como tu PC de cine en casa.

¿Por qué elegir el mini PC para cine en casa?

Si estás pensando en montar un sistema de cine en casa, lo mejor es invertir en un mini PC. Si te preguntas por qué es una buena idea utilizar un mini PC para el entretenimiento en casa, aquí te explicamos por qué.

1. Ahorro de  espacio

Los mini PC se denominan “mini” por su tamaño considerablemente pequeño en comparación con los PC normales. Los HTPC pueden tener varios tamaños, desde el de las consolas de juegos hasta el de un Apple TV. Su pequeño tamaño permite ahorrar espacio en el cine en casa e incluso es lo suficientemente práctico para su uso en exteriores. A medida que los HTPC se hacen más pequeños, sus precios también disminuyen, por lo que no sólo es una opción adecuada sino también rentable.

2. Flexibilidad

El uso de un HTPC no se limita al cine en casa. Dado que también tienen las mismas funciones que un PC normal, puede utilizarse como sustituto. Algunos HTPC contienen incluso funciones más avanzadas que la mayoría de los PC.

Los HTPC también se pueden acoplar detrás de un monitor para crear un PC multifuncional. La versatilidad es una de las principales características del HTPC y es la razón más común por la que la gente lo adquiere.

3. Eficiencia energética

Los mini PC tienden a consumir menos energía que los PC normales. La mayoría de los mini PC se fabrican con un procesador programado para no consumir más de 15 vatios sin afectar a su rendimiento. Además, los mini PC no necesitan una refrigeración constante. Dicho esto, no sólo ahorran costes, sino que también permiten trabajar o mirar tranquilamente sin el ruido que provocan los ventiladores de refrigeración.

Factores que hay que tener en cuenta al comprar un mini PC para el cine en casa

Si no estás familiarizado con los términos técnicos, decidirse por un aparato puede ser un verdadero desafío. Si has decidido comprar un mini PC para tu cine en casa pero te preocupa elegir las especificaciones equivocadas, deja de preocuparte, porque te proporcionaremos una guía completa que podrás seguir fácilmente para conseguir el mini PC perfecto para el cine en casa de tus sueños.

El procesador de un PC determinará su rendimiento. Por lo tanto, lo primero que debes buscar al comprar un mini PC es su procesador. Un mini PC, destinado al cine en casa, realizará un trabajo intenso. Por ello, necesitarás un buen procesador que soporte sus funciones.

También ayuda optar por una memoria RAM más alta. La RAM es lo que permite a un PC ejecutar sus funciones sin problemas y potenciar sus capacidades de red. Los PCs con menos memoria RAM tienden a funcionar más lentamente y son propensos a sufrir retrasos y fallos. La memoria RAM recomendada para los HTPC oscila entre los 8 GB y los 16 GB para evitar que el PC se ralentice y mejorar su rendimiento general.

Contenido relacionado: ¿Cuánta RAM necesito?

También deberías buscar un mini PC con Windows 11. Hay varios tipos, como Windows, el sistema operativo Mac y Linux. Pero entre ellos, Windows es muy recomendable, especialmente para el uso de cine en casa. Windows 11 permite el fácil manejo de las tareas a través de la función de Vista de Tareas.

Esta característica funciona mejor para trabajar con pantallas múltiples o más grandes que están conectadas a tu mini PC. Este sistema operativo también es compatible con una pantalla 4K, una de las mejores resoluciones que puede ofrecer un dispositivo.

Esto te permite disfrutar de una experiencia de cine en casa de alta gama mejorando la calidad de tu pantalla. Estas características lo convierten en la mejor opción de sistema operativo para el uso de cine en casa.

Una de las funciones del HTPC es almacenar archivos digitales de audio y vídeo para su reproducción. Para ello, necesitarás una gran capacidad, ya que un almacenamiento pequeño podría ralentizar tu mini PC. En términos de uso de cine en casa, es preferible un SSD sobre un HDD.

Las unidades SSD están diseñadas principalmente para realizar tareas pesadas. Tienen una velocidad de 550 a 520 Megabytes/segundo, ideal para los negocios, los juegos y el cine que necesitan una velocidad considerable para realizar sus tareas. Además, son más duraderos y resisten mejor el calor que los discos duros, por lo que son perfectos para un uso prolongado.

Los mini PC también tienen kits de montaje en su parte trasera que permiten conectárlos fácilmente con otros monitores o con un proyector. Esta característica es la que hace que un mini PC sea conveniente para un cine en casa. Los kits de montaje permiten conectar el mini PC directamente al televisor o al proyector, lo que reduce la dificultad de las instalaciones múltiples.

Sin embargo, algunos mini PC no tienen esta característica. Por lo tanto, si tienes intención de utilizar el mini PC para el cine en casa, debes comprobar primero si la ofrecen.

Y por último, pero no por ello menos importante, debes tener en cuenta el precio. Si tienes un presupuesto limitado, debes tener en cuenta los precios del mini PC que vas a comprar. Por supuesto, cuanto más caro es un mini PC, más avanzadas son sus características. Si no puedes permitirte un mini PC de gama alta, puedes considerar la posibilidad de conformarse con lo que ya tienes y sacarle el máximo partido a una configuración de cine en casa que sea asequible pero que también cumpla su función.

¿Cuál es el mejor PC de cine en casa?

Si no quieres pasar por la molestia de comprobar las especificaciones de cada mini PC, aquí tienes los mini PC del mercado que mejor funcionarán para tu cine en casa.

1. Apple Mac Mini

El Apple Mac Mini PC tiene una CPU y una GPU de 8 núcleos, un motor neural de 16 núcleos, una memoria de 8 GB ampliable hasta 16 GB, un almacenamiento de 256 GB configurable hasta 2 TB, puede mostrar una resolución de hasta 6k, HDMI 2.0 que puede soportar salidas de audio de varios canales, dos puertos USB-A, un puerto Ethernet y un altavoz integrado. Este mini PC cuesta entre 699 $ y 899 $, en comparación con el mini PC de Windows, es un poco costoso, pero sus características avanzadas aseguran una gran experiencia de cine.

2. GEEKOM MINI IT8

El GEEKOM Mini PC tiene un Intel Coffee Lake i5 8259U, el último procesador Core i5 de 8ª generación, lo que garantiza una experiencia de cine sin problemas. Cuenta con 8GB de memoria, ampliable a 16GB, 256GB de almacenamiento, también ampliable a 512GB, 8GB de RAM, soporte para 4 pantallas, y conectividad inalámbrica.

3. Intel NUC8

El procesador Intel Core i7 alimenta el Mini PC Intel NUC8, 8GB de memoria, soporta el modelo de controlador gráfico Radeon 540X con una capacidad de memoria de hasta 2GB, seis puertos USB, y conectividad inalámbrica. Aunque funcionará muy bien como HTPC, también es recomendable para configuraciones de juegos.

Conclusión

Esperamos que este artículo te haya ayudado a mejorar tu sistema de cine en casa. Los mini PC, aunque son más baratos que los convencionales, siguen costando un dinero. Por lo tanto, es mejor que te tomes tu tiempo para planificar y sopesar tus opciones antes de decidirte. Aunque los términos técnicos pueden resultar confusos, nada mejor que una buena investigación antes de aventurarse en una decisión arriesgada.

AMD Ryzen 5 vs Intel I5: Comparación detallada de los procesadores de gama media

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Cerca de Mi Carrito
Vistos Recientemente Cerca de
Cerca de

Cerca de
Navegación
Categorías